Saltar al contenido
La Presentación de tu Vida

Cómo Ensayar una Presentación – La Guía Definitiva

El éxito de una presentación está en gran parte determinado antes del día de la charla, ya que depende de la preparación y el empeño que hayas puesto en ella. Por lo tanto, como ensayar es algo tan crucial en tu exposición, aquí te presento las mejores estrategias para que te alces como el domador que realmente eres.

Nivel Básico – Modo Unicornio Feliz en la Pradera

como ensayar una presentacion facil con unicornios

Vamos a partimos de la base que ya tienes el PowerPoint preparado, no pasa si no es la versión definitiva, pero al menos ya sabes todo lo que quieres contar y en qué orden.

nivel básico de como ensayar una presentacion

No Murmures… ¡Ensaya en Alto!… ¡Recita para tu Unicornio!

No ensayes delante del ordenador murmurando para tus adentros, ni con un papel en el que tengas todo escrito. Si quieres hacer este tipo de ensayos, que sea como mucho sólo una o dos veces, y que sean de tus primeros intentos.

Utilízalos sólo para hacerte una idea de que el PowerPoint te resulta funcional y nada más. Igualmente te desaconsejo enormemente que tengas un papel o un archivo en el que hayas escrito absolutamente todo lo que quieres decir en la charla, ya que sólo servirá para que te aferres a ello y quieras aprendértelo de memoria.

Emula la Realidad

Emula la realidad que te vas a encontrar el día de la presentación: ensaya de pie y en voz alta. Al ensayar en voz baja o murmurando, muchas veces nuestra mente se salta las frases o palabras difíciles, por ello es necesario que practiques en voz alta porque obligas a tu cerebro a tener que decir cada una de las palabras y ahí descubrirás cuáles te cuestan más o qué frases no consigues hilar.

Además, tu mente irá predispuesta a mantener un tono alto de voz porque es a lo que la has estado acostumbrando, por lo que te resultará más sencillo no desinflarte cuando estés dando tu charla. Asimismo, mantener la voz alta durante los ensayos te ayudará a descubrir si hablas demasiado rápido, ya que empezarás a ahogarte entre frase y frase, esa es tu pista de que tienes que bajar el ritmo.

Por otro lado, practicar de pie también es muy beneficioso, ya que no estarás mirando a la pantalla y justo ahí es donde entran más distracciones en juego porque tu mirada se irá posando de un sitio a otro por lo que tienes más probabilidades de perder el hilo de lo que estabas contando. Ensayar de pie te ayudará a ser más consciente de tu postura lo que hará que te entres realmente en el papel de ponente y que tus movimientos con las manos comiencen a ir acorde a tus palabras de forma más natural.

Discursos Completos… ¡Nada de Ensayar por Fascículos!

Da el discurso entero, no vayas sólo por partes. Ensayar la presentación únicamente por partes (por ejemplo de diapositiva en diapositiva), hará que no consigas un discurso fluido, porque nunca habrás practicado cómo hacer las transiciones de una diapositiva a otra y por lo tanto tu charla parecerá que va a trompicones.

Por lo tanto, da tu discurso entero varias veces, así podrás identificar los puntos flacos, en los que más fallas o más te cuestan. Entonces sí, puedes machacar esos tramos por separado hasta que los tengas controlados y después, puedes volver a practicar la charla completa.

Atento a las Conexiones entre Diapos

La manera en la que conectas una diapositiva con la siguiente es crucial porque si no lo trabajas y simplemente te limitas a parar después de una, pasar la diapositiva y empezar a hablar de la siguiente, tu discurso quedará inconexo.

Por ello tienes que tener muy muy claros los conectores que usarás entre diapositivas ya que son uno de los elementos básicos que aportará fluidez a tu presentación y esa sensación de estar llevando a tu audiencia de la mano por el camino que tú quieres.

Encuentra el PowerPoint de tu Vida

Un PowerPoint no es definitivo hasta que te asegures que ayuda y añade valor a tu charla. Por lo tanto, si durante tus ensayos te das cuenta de que el PowerPoint no está ayudando a tu discurso por el motivo que sea, entonces cámbialo, añade o quita lo que haga falta hasta que realmente se integre sin problemas con tu discurso.

¡Sal ahí fuera!… Conoce el Campo de Juego

Tu habitación o el salón de tu casa nunca te van a dar la sensación de auditorio, por lo tanto si puedes, intenta organizar algún ensayo en la sala en la que vas a realizar la presentación para habituarte a ella. Obviamente esto no siempre es posible y si llevas la exposición perfectamente preparada tampoco es un requisito indispensable, pero si tienes la oportunidad te ayudará a enfrentarte a tus miedos antes de la presentación definitiva.

Nivel avanzado – Modo Se me ha averiado el unicornio y ahora estoy yo solo frente al dragón

como afrontar una disertación complicada

Este nivel avanzado se enfoca en mejorar tu actitud, así que vamos a partir de que ya has practicado tu discurso varias veces y aunque aún no lo tengas al 100%, sí lo controlas lo suficiente.

Solo ante el dragon - hablar en publico

Grábate o mírate en el espejo

Una de las razones por las que no controlamos nuestro cuerpo, el cómo se mueve o en definitiva nuestra actitud corporal, es porque en el día a día no lo vemos, no tenemos ni idea de cómo se ve nuestro cuerpo mientras hablamos, ni si hay conexión entre nuestras palabras y gestos.

Así que graba o mírate al espejo en algunos ensayos e intenta analizar a la persona que ves como si no fueses tú, es decir ¿qué me está transmitiendo esa persona con sus gestos? ¿Qué me hace sentir? ¿Me aburre, me parece didáctica, se mueve demasiado?

Ojo, no se trata de que de repente pases en cinco minutos de no moverte nada o no ser capaz de dejar las manos quietas. Se trata de que seas consciente de cómo se está moviendo tu cuerpo mientras hablas y así poder encontrar esa sintonía entre ellos y tener el control de tus acciones.

Ensaya con público

No es lo mismo estar tú solo o que haya gente en tus ensayos. Aunque sólo traigas a una persona, te pondrá en situación y verás cómo estás más nervioso y te sale peor el primer ensayo con más gente que el último ensayo tú solo.

Siempre es mejor que conozca un poco de la temática para que te pueda dar sus impresiones de si se ha entendido o no, pero si la persona que has encontrado disponible para que te escuche no sabe nada del tema también te puede servir para ponerte en situación, ya que con su mera presencia estarás más nervioso.

Y si no tienes amigos disponibles, ponte creativo, usa a tus perros, gatos, tortugas, peluches, action mans, barbies, etc. para emular un público que te está escuchando.

Haz ejercicios específicos para controlar tu voz

La voz y su modulación son elementos muy poderosos en una presentación y por lo tanto merece mucho la pena prestarles atención. Puedes hacer algunos ensayos contando tu charla como un cuentacuentos a niños de 6 años o poniendo diferentes voces para que tengas consciencia y control sobre la modulación de tu voz.

Además, también puedes realizar ejercicios que te ayuden con la vocalización ya que evitarán que te trabes en palabras o frases complicadas. Para ello puedes practicar tu discurso con un lápiz en la boca o ensayar hablando muy muy despacio y de manera exagerada (como Dori hablando balleno).

Ensaya la presentación sin el PowerPoint

Después de tanto ensayo, llegará un momento en el que tu cabeza no necesite mirar el PowerPoint para saber qué viene después. Esto es una buena práctica que evitará que te quedes en blanco o hagas parones en tu discurso pensando “¿Qué viene ahora? Ah, sí, esto.”

Ojo, recuerda que no se trata de que te aprendas tu discurso de memoria, sólo de que visualices las diapositivas en tu mente mientras cuentas tu charla.

Nivel Hardcore – Modo Campo de Batalla: Tu Presentación

como afrontar una disertación complicada

Bien, bien, ya controlas tu discurso y tu cuerpo, ahora toca preparar tu mente para cualquier cosa que se pueda encontrar. Has estado ensayando en un lugar controlado, pero en la presentación puede ocurrir de todo: gente hablando, móviles que suenan, gente que se levanta, estornuda, tose, llega tarde… Veamos cómo hacer que no te afecte nada de eso.

presentacion de una batalla

Genera Caos

Si ensayas con más gente pídeles que hagan todo eso sin previo aviso mientras tú hablas. Que se levanten, se muevan, hagan ruido…Verás que al principio te costará mucho seguir el hilo de lo que dices, pero al final serás un maestro.

Si ensayas solo ponte música alta y ruidosa, la tele, alarmas, da vueltas sobre ti mismo mientras hablas, salta, haz ejercicio…Se trata de conseguir que tu mente mantenga el control frente a cualquier distracción, sin importar ruidos o movimientos ajenos

Nivel Mega Hardcore – Modo Holocausto Zombie Apocalíptico

como afrontar una disertación complicada

El zombie de las presentaciones

Coge unas cazuelas y que tu amigo se mueva y te rodee mientras hace ruido con la cazuela. Se trata de que haga todo el ruido que pueda y que no deje de moverse para que tú puedas aprender a continuar con tu discurso pase lo que pase y se mueva tu mirada donde se mueva. Fluye con las distracciones, que no te corten o te saquen de tu papel. En el caso de que estés solo, da vueltas, muévete y dale a la cazuela.

 

Si sales de esta, dará igual que el día de tu presentación haya un ataque de zombies y se coman a todo el público mientras hablas, que tú estarás muy tranquilo y completamente en control.

SI TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO, QUIZÁ TAMBIÉN TE INTERESE…